Carne Envasada al Vacío

 

El envasado al vacío es un proceso industrial por el cual se envasa el producto extrayendo la totalidad del aire que lo rodea. Así se consigue una atmósfera libre de oxígeno, con lo que se retarda la acción y proliferación de microorganismos, posibilitando una mayor vida útil del producto, manteniendo inalteradas sus propiedades nutricionales.

 

El envasado al vacío se complementa con otros métodos de conservación ya que después, el alimento puede ser refrigerado o congelado.

¿Por qué la carne al vacío cambia de color?

En numerosas ocasiones se confunde una carne envasada al vacío con una carne en mal estado. Esto se debe a que la carne al vacío no posee el color que el consumidor espera y que relaciona con una carne fresca, lo que muchas veces provoca rechazo, ya que la carne al vacío adquiere un color púrpura. La aparición de este color se debe a la ausencia de oxígeno, por lo que al abrir el paquete y exponer la carne de nuevo al oxígeno, ésta vuelva a recuperar su color rojo brillante original.
El color púrpura de la carne envasada al vacío no está relacionado con la calidad de la carne ni con un estado de descomposición o la presencia de aditivos.
Frigorífico Bermejo S.A. le recomienda el consumo de cortes envasados al vacío en la constante búsqueda por satisfacer las necesidades de nuestros clientes.

Ventajas comerciales para minoristas

 

Total control de inventario

Este sistema de empacado, permite la cuantificación de los productos en los inventarios no solo por piezas sino también por peso exacto, permite mejorar capacidad de almacenaje logrando hasta un 30 por ciento más del espacio en las cámaras de refrigeración, en comparación con el sistema actual.

 

Presentación en diferentes tamaños

El empaque al vacío permite tener en cualquier tamaño los diferentes cortes de carne para la mejor satisfacción del cliente.

 

Sin preocupaciones para el minorista

Desde el punto de vista comercial, la carne empacada al vacío permite al minorista tener el producto sin preocuparse por venderlo rápidamente, ni tiene que deshuesar un nuevo animal para surtir su estantería con cortes, que ya no tiene, ahora puede extraerlos de los refrigeradores fácilmente.

 

Congelación

Frente a esta opción de congelar el producto, para conservarlo durante más tiempo, el empaque al vacío le garantiza frescura, jugosidad y maduración para una vida comercial normal, por ejemplo de dos meses.

Cerrado